Niño ramirense espera un trasplante de riñón para mejorar su calidad de vida

Máximo Schreiner tiene 10 años y desde hace tres está a la espera de un trasplante de riñón. A medida que pasa el tiempo su salud se deteriora y la preocupación de su familia crece.

Máximo Schreiner tiene 10 años y es de General Ramírez, departamento Diamante. Desde hace tres años espera un trasplante de riñón, ya que su calidad de vida se va deteriorando y la preocupación y sufrimiento de su familia crece.

Es fundamental que Máximo logre ser incluido en emergencia nacional -en las listas del INCUCAI- para así tener la oportunidad de tener una mejor calidad de vida. Su patología de base es el síndrome nefrótico corticorresistente y, actualmente, suma una insuficiencia renal crónica e insuficiencia cardíaca. El niño, desde hace tres años, recibe -a diario- diálisis peritoneal y desde hace dos, está en lista de espera para trasplante.

La desesperación de la mamá

Desde el Hospital Gutiérrez de Buenos Aires, donde debió ser derivado debido a una insuficiencia cardíaca, su mamá explicó cuál es la situación que atraviesan en la actualidad debido a la salud de Máximo.

“Si bien la legislación de trasplante renal no lo toma como emergencia nacional, en este momento, Maxi no está pudiendo recibir los tratamientos sustitutivos de manera adecuada ya que hace tres años que está con diálisis peritoneal”, fundamentó y remarcó que “su peritoneo está agotado y por su condición cardiaca no puede ser hemodializado”.

Del archivo de Informe Litoral: Isletas: invitan a los niños de la comunidad a participar del evento que se desarrollará por las vacaciones de invierno
General Ramírez: las actividades por las vacaciones de invierno

COMENTÁ LA NOTA